Una tarde en el The Jolly Sailor de Bursledon

Estas dos últimas semanas esta haciendo un tiempo veraniego que invita a salir después de trabajar. A eso de las 6 de la tarde el sol todavía tiene fuerza para mantener el ambiente templado y broncearnos. Ayer descubrí uno de esos lugares a los que sólo se va si se está acompañado por alguien que lo conozca. Se trata de The Jolly Sailor, un pub situado en Bursledon. A primera vista llama la atención lo escondido que está.

Cartel que enseña la entrada


Camino hasta el pub

Al llegar nos encontramos con el típico pub inglés decorado con objetos marineros, de hecho su interior parece la bodega de un barco con abundantes carteles con el mensaje ¡Cuidado con la cabeza!.


Cuidado con la cabeza
En su interior hay un restaurante y afuera una terraza con vistas al puerto deportivo. Me cuentan que se come bien y pude apreciar que la carta de vinos es bastante amplia en comparación con lo que se estila por aquí. Algunos Riojas incluidos.

Orgullosos de servir filetes "británicos"

Tras un par de Coca Colas, pues era yo quien conducía, llegamos a casa más tarde que de costumbre con el pensamiento de que la próxima vez que el coche lo lleve otro.

Vista desde la terraza a última hora