A mal tiempo buena cara (parte 1)

Como ya he comentado en otras ocasiones las visitas de amig@s me llevan de nuevo a lugares en los que ya he estado con anterioridad. La parte buena es que no se pierde tiempo buscando el lugar o viendo cosas que no tienen mucho interés y la mejor es que se descubren nuevas cosas que pasan desapercibidas la primera vez.

- Salisbury



Detalles de la fachada de la Catedral de Salisbury


Órgano de la catedral

Vidriera


-Old Sarum

A pesar de su estado actual se trata de un sitio con mucha historia a sus espaldas aunque no como para gastarse 3.5 £ en la guía que tratan de venderte en la entrada. Se trata de una colina situada a unos 2 km. de Salisbury que estuvo habitada desde el Neolítico (aprox. 3000 A.C.). La comunidad prehistórica fue creciendo y durante la Edad de Hierro (500 A.C.) levantaron una especie de fuerte cavando un foso alrededor de la colina. Cuando los romanos ocuparon Gran Bretaña (años 43 a 410) utilizaron el lugar como una base militar dada su situación estratégica. Tras la invasión llegaron los anglosajones que en 1069 construyeron un castillo.


Éstos fueron conquistados por los normandos que le pusieron nombre al asentamiento, Sarisburia. La población siguió creciendo tanto en habitantes como en importancia. Entre 1075 y 1092, llegaron una catedral y el palacio del obispo. Pocos años más tarde se construyó un Palacio Real en lo alto de la colina (1130 a 1139).


Restos de la catedral desde lo alto de la loma donde estaba el castillo


Visión de la loma desde los cimientos de la catedral

En 1219 las limitaciones de espacio en la colina complicaban el futuro del lugar, además la proximidad de la catedral y el castillo propiciaban numerosos conflictos. Finalmente, el Obispo Poore solicitó construir una nueva catedral en otro lugar lejos de allí. En 1220 se empezó con la nueva catedral a orillas del río Avon. La población empezó a desplazarse al nuevo emplazamiento, llamado New Sarum, llevándose literalmente cada piedra de sus casas. Así nació Salisbury.


Salisbury y su catedral desde Old Sarum

Con el tiempo los reyes de Inglaterra fueron abandonando el castillo. En 1366 aun se realizaron algunas reparaciones en él pero a partir de ahí el lugar cayó en desuso. En 1514 se consideró que el castillo era inhabitable y Enrique VIII lo donó a Thomas Compton con el permiso para demolerlo y reutilizar sus materiales. Un auténtico disparate histórico que ha dejado el lugar lo más parecido a un solar.


Restos del Palacio Real

Pidiendo un deseo como hacen todos los turistas cada vez que ven un pozo o un estanque cualquiera


- Stonehenge sin palabras