Waterlinies, las barreras de agua holandesas II

Seguimos nuestro repaso histórico a las waterlinies una obra de ingenio e ingeniería que durante siglos defendió Holanda de los invasores. La idea era inundar grandes extensiones de terreno para que los enemigos tuvieran que avanzar con el agua por la cintura, con elesfuerzo y retraso que supone, mientras los holandeses utilizaban sus barcas de fondo plano para hacer ataques rápidos que no podían repeler las fuerzas invasoras. 
 
A la sombra de la Waterlinie principal se construyeron muchas otras secundarias como la Voorne Waterlinie. Resulta que la carretera Rijksstraatweg, la carretera que une Hellevoetsluis y Brielle, en la que ya me han puesto dos multas de tráfico, era el dique natural que contenía el agua de la inundación. Esta Waterlinie se construyó como defensa preventiva ante una posible invasión inglesa. Afortunadamente, nunca fue utilizada.
 

Waterlinie Brielle a Hellevoetsluis
Waterlinie marcada en negro. La parte de la izda. era la zona inundable.



Como vemos la Voorne Waterlinie unía Hellevoetsluis y Brielle y su objetivo era el control del Estuario de Haringvliet al sur y el Río Maas al norte. Entre ambas poblaciones había un par de fuertes construidos en 1883, Fort Noorddijk y Fort Penserdijk, para proteger el dique. Durante la 2ª Guerra Mundial los alemanes ocuparon los fuertes y los utilizaron como almacén de municiones. También instalaron baterías anti-aéreas.

Fort Penserdijk en Brielle
Fort Penserdijk en Brielle
 
Fort Noorddijk en Hellevoetsluis
Fort Noorddijk en Hellevoetsluis
 
La construcción de ambas fortalezas fue completamente manual. Los fosos defensivos fueron excavados con palas de mano y carretillas y utilizaron la tierra removida para la isla interior cuyas entrañas esconden un sistema de túneles.


Fort Penserdijk en Brielle
Fort Penserdijk en Brielle desde Google Earth

Isla de Fort Noorddijk en Hellevoetsluis
Isla de Fort Noorddijk en Hellevoetsluis


Semejante historia está escondida en unos pequeños carteles informativos que se encuentran en la zona. El texto está en unicamente en holandés así que hay que llevarse un amigo local si queremos conocer el tema de primera mano. Hoy en día ambas fuertes están cerrados a cal y canto y sólo se abren en ocasiones muy especiales.