La Noble Villa de Portugalete (parte III)

Continuamos nuestro paseo hasta llegar a los pies de la estatua erigida en memoria de Víctor Chávarri, un empresario portugalujo que fue decisivo para la industria de la comarca. En 1882 fundó La Vizcaya, una fábrica metalúrgica pionera en la época que más tarde se fusionó con Altos Hornos de Vizcaya (AHV), toda una institución para las gentes de la “margen izquierda” de la ría. Fue también fundador del ferrocarril de Bilbao a Santander. En resumen un pionero que en 1854 nació en la “Calle del Medio” (Calle Víctor Chávarri).

Estatua de Víctor Chávarri (1903) en Portugalete
Estatua de Víctor Chávarri (1903)


Parece que Don Víctor no quiere olvidarse de su negocio ferroviario ya que se encuentra mirando al Paseo de la Canilla, el lugar por donde discurría la antigua línea Santurce-Bilbao de la que hoy sólo queda la antigua estación como testigo mudo de tiempos pasados.

Paseo de la Canilla de Portugalete
Paseo de la Canilla


Oficina de Turismo de Portugalete
Antigua estación de La Canilla que hoy acoge la Oficina de Turismo



A espaldas del busto está el ayuntamiento (1883) que destaca por su estilo sobrio y por unos pórticos de estilo clásico que cada fin de semana dan cobijo a los jóvenes que se “marean” con los hielos de los cubatas. Justo a su vera encontramos otro edificio histórico de la villa. Se trata de la Casa Bustamante, un edificio de 1910 construido para el farmacéutico Elías Bustamante. Aquí tenéis el origen del nombre del pub que se encuentra en la planta baja. Hoy además de este negocio acoge una pensión.

Ayuntamiento de Portugalete (dcha.) y Casa Bustamante (izda.)
Ayuntamiento (dcha.) y Casa Bustamante (izda.)


Nos encontramos a los pies de la Calle Santa María y, por tanto, en pleno Casco Viejo. Afrontamos una subida de calle empedrada que nos lleva a un parquecito en el que se encuentran dos símbolos portugalujos. En primer plano vemos la Torre de Salazar, una construcción de 1380 recuerdo de la familia noble que mandaba en el Portugalete medieval. En 1934 fue incendiada y no fue hasta 1959 cuando fue reconstruida. Tras una última reforma actualmente alberga un museo y un restaurante.

Torre de Salazar en Portugalete
Torre de Salazar


Un poco más arriba luce la Basílica de Santa María, una iglesia de estilo gótico cuya construcción comenzó en 1480 y como ya hemos visto en otros templos religiosos un proyecto que nunca parecía acabar. Así la torre se levantó entre 1691 y 1750 casi 300 años más tarde del inicio de las obras. La torre sufrió importantes daños durante la última guerra carlista que fueron reparados en 1887 gracias a la aportación económica de  Manuel Calvo. A finales del siglo XX se acometió una restauración integral que transformó el interior en el que destaca el Retablo Mayor (1533-1555) en el que colaboraron diversos artistas. En 1951 fue declarada basílica menor por Papa Pío XII y en 1984 fue declarada Bien de Interés Cultural.

Basílica de Santa María de Portugalete
Basílica de Santa María


Sin mucho esfuerzo hemos llegado a la parte alta del Casco Viejo formado la Calle Coscojales, la Calle del Medio o de Víctor Chávarri y la de Santa María. Siguiendo la línea perpendicular a todas ellas se llega a la Plaza de la Ranchería, vamos la que todos conocemos como “La Ranche”. Esta plaza era la sede de un cuartel militar que tras dejar de serlo pasó a ser utilizado como rancho o comedor de los pobres. Cruzamos la plaza y llegamos a la Calle Casilda Iturrizar o para que todos nos entendamos la Cuesta de las Maderas. Aquí nos topamos con el Convento de Santa Clara (1614) que fue adquirido por el Ayuntamiento en 1987 para convertirlo en centro cultural.

Basílica de Santa María, Estación de La Canilla y Torre de Salazar
De izda. a dcha. Basílica de Santa María, Estación de La Canilla y Torre de Salazar


Para terminar dejamos el lado formal de la villa para ver un poco su parte lúdica. El 1 de julio Portugalete celebra la Guía, en honor a la Virgen de la Guía. Dicha fiesta se celebra en el Casco Viejo donde la gente sale desde la mañana. La mayor actividad se concentra en la Calle Coscojales. ¿Quién no se ha escaqueado del curro alguna vez para asistir tomar unas rondas?

Talla de la Virgen de la Guía en Portugalete
Talla de la Virgen de la Guía


Calle Coscojales en la Guía
Calle Coscojales en la Guía


La otra gran fiesta es la de San Roque con motivo del patrón de la villa. Comienza el 14 de agosto con el chupinazo y la lectura del pregón desde el balcón del Ayuntamiento. El acto más emotivo se produce al día siguiente, a las ocho de la mañana los portugalujos se citan frente al Ayuntamiento para cantar la Diana Portugaluja en un pasacalles para despertar a todo el mundo con el fin de invitarles a la fiesta. Después del recorrido el acto termina en la Plaza de la Ranchería donde la gente toma sopa de ajo. El día 16 es el día mayor de las fiestas ya que es San Roque y el 17 es el San Roquillo, el día de los niños y cuando terminan las fiestas con la quema de la Jarrilla por la noche.



Y esto es todo lo que me cabe en este largo artículo de tres partes. Como siempre me dejo mucho en el tintero: lugares, historias y días de fiesta. Sólo me queda decir que este ha sido el artículo en el que más ilusión he puesto. Espero que os haya gustado.